Testimonios

Testimonio Alejandra

Crecí yendo a la iglesias y sabiendo sobre Dios, hasta que pase por el proceso de separación de mis padres siendo niña, con el tiempo no asimile que tenía depresión porque me dedique a proteger a mi hermano pequeño, acumule rabia y rencor, crecí con miedo y a los 18 me aparte de Dios, me volví rebelde todo esto mientras me adaptaba a un padrastro que en ese tiempo era alcohólico, vivía en una familia disfuncional, viendo a mi madre como luchaba por sacarnos adelante mientras tenía un corazón adolorido.
Conocí al tiempo mi marido, con el cual viví muchas malas situaciones todo esto en medio de mi maternidad, todo se volvía difícil, lo que me llevaba a ir a la iglesia pero sentía que todo empeoraba y retrocedía, me alejaba porque creía que era mejor.
El año pasado comencé con una depresión que me llevó a crisis de ansiedad y pánico, donde se apoderó de mi por completo el miedo, me sentía vacía veía todo mal.
Decidí comenzar a caminar otra vez en sus caminos, decidí aferrarme con todas mis fuerzas y el poco a poco se llevó toda y cada una de estas cosas, me hizo libre del miedo, me volvió valiente y fuerte para poder disfrutar de lo que tengo, trabajo en mi matrimonio y hoy caminamos juntos, día a día mejorando con el amor del padre.

Vivían Martinez